Apasionante triller de suspenso,  pero más apasionante  aun  por  original,  innovador  y  rupturista.  La  mágica Naomi Watts protagoniza a una terapeuta que se involucra  a  punto  tal  con  sus  pacientes,  que  se  reúne  bajo  otro  nombre  y  otra  personalidad con  sus  seres  más  queridos  y  oscuros.  En  el  medio,  Naomi,  desarrolla  un  vínculo  enfermizo  con  estos  familiares  y  parejas  de  sus  pacientes,  mientras  se  escapa  de  su propia realidad transitando el delgado hilo de que separa la pasión de la catástrofe. Una de esas series que  si  las  ves  compulsivamente  te  hará  soñar  cosas  extrañas. Darío Rosemblat.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.